Datos personales

Mi foto
Majadahonda, Madrid, Spain

Archivo del blog

martes, septiembre 11, 2007


EL PUNTO ¿LIMPIO? O LA LEYENDA INCA DE EL DORADO.

REFLEXIONES PARA EL PP. (léase Próximo Pleno).


*Entrada principal o hall del punto limpio. Como podrán apreciar ni un cartel, ni horario, ni nada informa de este "punto filipino" que podría ser el acceso al " vertedero de Sao Paulo".

Desidia, dejación,
y desinformación.






Si hacen clic en las fotos se las amplío para que vean los detalles.

Todavía no he completado una vuelta con Rocinante y me encuentro con una serie de correos-e que me han obligado a meter horas extra en vacaciones.

Un lect@r y vecin@ me ha enviado uno en el que me da a conocer un asunto que, como siempre, he supervisado al mas puro "periodismo de investigación" y no tengo más remedio que publicarlo ya.

Abran la música del disco que me encontré en el "punto limpio"de Majadahonda titulado "El vertedero de Sao Paulo" que le va bien al tema. Hagan clic en el botón y les recomiendo que bajen el audio y lo escuchen solo por su idoneidad con el asunto.

Este vertido que, como diría un político local "todos los majariegos conocemos como de excelencia", nos descarga de lo que nos estorba que en la mayoría de las ocasiones es todo debido a los pocos metros cuadrados de las actuales viviendas.

Allí podrán encontrar librerías completas originarias de amplios chalets, pasando por tresillos, diccionarios, baterías de coche, televisores, ordenadores, y toda clase de material metálico, y si hurga mucho en los contenedores del fondo a la izquierda podrá ver la radiografía que le hicieron cuando tuvo el dolor lumbar y que ha tirado para no verse "por dentro"como realmente es, y somos, si es que aún no ha caido en manos de "un tercero" que las radiografías contienen sales de plata y reciclándolas mediante un proceso no contaminante, se pueden fundir en lingotes.
Clic para oír la canción de Astrud.





!Aquí tenemos una mina de plata a cielo abierto¡ y un peligroso punto de atracción, libre, sin impuestos y con la materia prima seleccionada, es lo que los españoles vulgarmente llamamos " a huevo".

Los majariegos cuidadosos, que somos mayoría pero no se si absoluta, estamos contentos con el servicio que cual niño malnutrido se ha quedado feo, corto, y esmirriado, con un "entorno de seguridad" que tiene más agujeros que la carcel de la serie de T.V. Prison Break.

He llegado a pensar que el abandono está motivado porque el concejal responsable debe conocer el dicho español de "lo que otro suda poco dura.....en el contenedor", y no hace ni caso ni a este ni a otros puntos que para su vergüenza le comentaré proximamente, por lo que se ha convertido mas en un "punto filipino" sucio y peligroso.

¿Que pasa cuando diariamente se cierra la puerta de acceso por haber cumplido el responsable su horario laboral o el lunes, que cierra por descanso ?.

Visitas de furgonetas a cualquier hora del día, o de la noche, para cosechar todo lo que pueda ser de valor y hacer la "vendimia" por su cuenta, lo que podía resultar comprensible, y hasta solidario, si no fuese por el destrozo que dejan en el suelo.

Las baterías usadas de los coches algunos se las llevan para aprovechar el plomo, pero otros las reciclan in situ y el ácido corrosivo queda desparramado sin control.

El contenedor de medicinas sirve para proveerse de medicación sin prescripción previa del médico y recogen algunas hasta caducadas, que supongo será para ingestión directa en caso de dolor de cabeza o de catarro inoportuno, una vez leído el prospecto de instrucciones... o sin leerlo.

No quiero ni pensar que esas pastillas puedan ser "derivadas", al amplio "mercado libre" mundial.

El cobre y el metal son los materiales que mas precio alcanzan en el mercado y si encuentran un frigo o una lavadora en buenas condiciones, a la furgoneta que no pesa y seguro que la han tirado porque tiene mas de un año de uso.

Todo iría mejor si el alcalde autorizase el libre acceso por "manifiesta necesidad" o regulase este "sírvase Vd. mismo", así tendría la ventaja de que no necesitaríamos pagar tanto transporte en contenedores.
¿Quien es el responsable de la seguridad en la zona ?. Vean los lectores el estado de los globos de luz para pasar desapercibidos en el trabajo con nocturnidad.

Hagan clic sobre las fotos y vean también la seguridad de la cerca metálica de ¿protección?.

El ayuntamiento , en su día, vendió la inauguración del punto filipino diciendo:

Es un centro de recepción de residuos, en el que se pueden llevar y depositar en contenedores específicos residuos generados en los domicilios particulares, que pasan posteriormente a empresas que se encargan de la recuperación de las materias primas para su trasformación.(sic)

Lo escrito en azul es cierto, lo consignado en verde es de ese color porque le da vergüenza a no ser que el alcalde, amigo de la privatización, confunda empresas y particulares.

Del Acto Primero de La Vida es Sueño de Pedro Calderón de la Barca, he recordado el fragmento de la dama Rosaura, que en la "nueva" versión queda así:


Cuentan de un majariego que un día,
tan pobre con la hipoteca estaba,
que el sueldo complementaba,
con el cobre que cogía.

¿Habrá otro, entre sí decía,
más pobre y triste que yo?,
y cuando el rostro volvió
halló la respuesta viendo,
que otro "humano" iba cogiendo,
el metal que él no cogió.


Versión del "aprovechao".
Para cosechar sin escalar los muros,
voy de rebusca al punto de vertido,
lleno la "furgo" de € o de duros,
y me aprovecho del "tiempo compartido".
Me esperan a un paso y a la mano,
medicinas,baterías, plata y cobre,
dando gracias al buen samaritano,
que un apaño también contenta al pobre.
Moraleja de Don Quijote:

Eso en Majadahonda todos los días pasa,
y el punto es conocido como ... la santa casa.
Por si me llaman el "perro del hortelano",
que cubran la seguridad con un urbano.
Vecino, ya cumplí su encomienda.Si el alcalde no hace nada, de acuerdo con lo pactado me cede su balcón con derecho a asiento y merienda para la toma en vídeo de lo que ocurre, que ésto causa pavor a nuestros políticos locales y los convecinos lo verán a pesar de su crudeza.


Esta obra, está bajo licencia de Creative Commons.